viernes, 1 de agosto de 2008

"Convivencia"

"Como hombre y mujer".
Fotografía tomada en la Quebrada de Huma-
huaca,
Provincia de Jujuy, Argentina.

"Rama voladora"

Vuela ya, rama voladora, y ven a reposar a mi balcón.
Despega de tu letargo, entrégate y déjate llevar.
Sal de tu aplomo y emprende el viaje
a bordo del ave que apura su misión.

Atraviesa el grueso de la calle y ven,
tu bienvenida es la mía al verte llegar.
Aquí te sumarás a tus compañeras de antaño,
aquí te convertirás en mullido colchón de anidar.

Pasa, pónte cómoda. ¿Cómo prefieres?
Círculos, trazos, tejidos de contención.
Siéntete en casa, tu casa, la casa que integrarás,
el calor que contendrás, la progenie que albergarás.

¿Estarás allí cada mañana al despertar?
¿Pernoctarás en vilo, como la madre,
asegurando el bienestar de los recién nacidos,
sustentando a la especie por algún tiempo más?

Ven aquí, rama voladora, ven y tráeme la vida,
ven a mi balcón, yo te lo pido, invádeme de hogar.
Descansa en mi dominio, te lo ruego,
permite de nuevo a la maravilla engendrar.

Y si el vuelo te despide algún inesperado día,
no entristezcas, ya regresará.
¿Conoces alguna vida que vida no propague,
alguna hembra que pichones no alimentará?

Quédate aquí, vieja rama de mis días,
no migres, aquí ya estás.
Provéeme de tu cobijo también a mí
cuando mi cuerpo, por fin, descienda ya.

"Foresta"

"La contemplación interior a través de la materia orgánica".
Fotografía tomada en el Lago Queñi, Provincia de Neuquén, Argentina.

"¿Estás allí?"

Me pregunto qué estará pasando... ¡Veo tantos desequilibrios en el mundo, tanto egoísmo, tanto miedo...!
Últimamente me pasa algo muy intenso: cuando veo una persona transitando con su automóvil, pienso que es una imagen del pasado. Es que, ¿cuánto tiempo más podremos tomar nuestro vehículo, llenar el tanque de nafta y seguir viaje como si nada?
Asisto con repulsión al espectáculo obsceno de millones de litros de leche derramados en los campos de Argentina y pienso en los millones de niños a los que podría alimentar. Todo por una lucha demencial de mayor acumulación de riqueza...
Miro a los hombres y mujeres en las calles, maniatados a sus teléfonos celulares, hablando frenéticamente, discutiendo, gritando. Sin tener en cuenta al circunstancial compañero de ruta, al derecho al silencio que todo ser humano posee por el simple ejercicio de su autonomía.
Hombres y mujeres que hacen negocios, que se esfuerzan por concentrar una mayor porción de riqueza, desesperados por verse exitosos. Esos hombres y mujeres que no hallan explicación a los problemas del mundo, como si ese mundo transcurriera por fuera de sus campos de acción.
Hombres y mujeres que critican de corrupción al Gobierno, al prójimo, al Otro. Que se quejan por la creciente suciedad de las calles, responsabilizando a los que recogen los restos de la sociedad de consumo.
Veo mucha hipocresía.
¿Qué es lo que les pasa? ¿Por qué no abren sus ojos, sus sentidos todos? ¿Es que no se dan cuenta de que la obra es responsabilidad de cada uno?
Esos niños en Sudamérica, en Asia, en África. Esos padres desesperados por ver a sus hijos hambrientos y amenazados por las enfermedades. La falta de agua potable para la mayoría de ellos...
¿Saben? Una amiga me contó que en Miami se contabilizan en 300 botellas plásticas desechadas en cada almuerzo, en una escuela primaria. ¿Entienden lo que eso significa? Lo repito: 300 botellas de plástico por día, en una sola escuela de los Estados Unidos de América. ¿No es esto un escándalo?
Mientras tanto, las calles y caminos se pueblan de vehículos 4x4 cada vez más imponentes, rechazando la mirada de quien intenta divisar desde afuera algún rasgo de humanidad, a través de sus vidrios polarizados.
Tsunamis, ciclones, erupción de volcanes, derretimiento de los hielos eternos, terremotos, desertificación de suelos...
¿Cómo se permiten seguir indiferentes?
¿Tanto se han alejado de Dios? ¿Por qué no toman la Biblia? "Ama a tu prójimo como a ti mismo". ¿Creen que eso es una recomendación hueca? ¡Es la centralidad de la existencia humana!
¿Tu hambre no es mi hambre y tu sed mi sed?
¿Creen los países europeos que echando a los millones de indocumentados de sus fronteras acabarán con la amenaza de un mundo desigual? ¿No les ha bastado con el Holocausto?
¿Creen los países "desarrollados" que derivando hacia sus tanques de combustible los alimentos que podrían saciar el hambre de millones de personas, podrán sobrevivir a la hecatombe?
¿Cree ese padre que persigue la acumulación de riqueza, que sus hijos la disfrutarán? Veo a la sociedad rasgarse las vestiduras por el derecho a la libertad de prensa, mientras tanto, las corporaciones de los medios de comunicación promueven o derrocan gobiernos, alientan los negocios de las compañías que pautan publicidad en sus espacios, idiotizan a la población desprevenida...
Por si no lo recuerdan, ¡tenemos una inteligencia y una capacidad de transformación sin límites! ¿A qué se debe esta resignación? ¿Es resignación o es complicidad?
Lo veo a José Luis Rodríguez Zapatero, presidente del gobierno español, fingiendo ser un demócrata cuando en realidad es un oscuro gerente de las empresas de su país, que han exprimido las exiguas riquezas de Latinoamérica. ¿Es resignación o es complicidad?
¿Por qué no admitir que no nos interesa el futuro de nuestros hijos sino, más bien, nuestro presente de comodidades y excentricidad? ¿Que nos hemos emborrachado de vanidad y que no podemos distinguir ni siquiera nuestra sombra?
Ser humano, ¿qué es lo que te pasa? Nunca te olvides: Hay un Ojo que ve, un Oído que escucha y todos tus actos están registrados en un libro... (Talmud de Babilonia).
Ser humano, ¿estás allí todavía?

"Paisaje irlandés"

"Las rutas de Irlanda son tan angostas como el espacio libre en sus cálidos pubs".
Fotografía tomada en alguna ruta de la República de Irlanda.

"Mundo globalizado"

Al volver del trabajo, tiro mis cosas por ahí y me doy una ducha.
Me preparo un café, me pongo las noticias en la radio, me conecto a internet, dejo a mi lado el celular, y no muy lejos el iPod, para cuando se acaben las noticias.
Mientras tomo el café, rastreo e-mails de mis contactos en todo el mundo, luego busco -¡en Google, por supuesto!- expandir mis conocimientos, visito sitios de otros lugares del mundo, me actualizo sobre las más candentes temáticas y participo en algunos foros sobre política y medio ambiente.
Me mantengo al tanto sobre las elecciones en Estados Unidos de América, la situación en Medio Oriente, el hambre en el África "Sub-sahariano" (¿sub-desarrollado?), los ciclones en el Asia, la crisis institucional en Bolivia y el paro del sector patronal agropecuario en Argentina.
Me "bajo" algunos temas favoritos para pasarlos a mi aparatito dinámico, busco en algún sitio pirata alguna película que aún no ha sido estrenada en los cines, para verla el sábado a la noche en casa.
Llamo a la radio para dejar un mensaje de opinión acerca de la contaminación de las aguas en la localidad de Chacharramendi, Provincia de La Pampa, Argentina.
Suena el celular. Atiendo y me llaman por una encuesta telefónica acerca de la situación de los hospitales en la ciudad de Buenos Aires. Respondo el abanico de cinco preguntas con opciones que van entre "Muy mal" a "Muy bien".
Tras algunas horas detrás de la computadora, decido desenchufarla, apagar la radio y encender el televisor, justo a la hora del noticiero nocturno. Allí veo en imágenes todas las noticias que antes había escuchado a través de la radio y me entero, también, del estado del tiempo en todo el planeta para el día siguiente.
Saciada mi necesidad de mantenerme informado preparo una minuta mientras escucho por mi iPod los temas recién bajados de internet. Ceno rápidamente y me zambullo en la cama con la radio encendida para escuchar algo más de temas relacionados con la política internacional, hasta que me vence el sueño y me duermo. Por suerte, el radio-reloj se apaga solo, a la hora de haberlo activado.
A la mañana siguiente, el radio-reloj se enciende a la hora señalada con el noticiero matutino.
Arriba. Un nuevo día me espera.

- ¿Satisfecho? ¿He saciado su interés acerca de mi actividad cotidiana?
- Diría que estoy abrumado...
- Es el mundo globalizado, hay que mantenerse conectado e informado.
- Si me permite, quiero decirle que esa expresión "mundo globalizado" ha acabado por agotarme.
- Tómelo o aíslese...

"¡Cuidado con los aviones!"

"La ridiculez humana es de las condiciones más inabarcables de la Creación".
Fotografía tomada en el Parque Pumalin, Provincia de Palena, Chile, propiedad del magnate estadounidense Douglas Tomkins.